Ley contra la discriminación

Artículo 1°.- La presente Ley tiene por objeto: a) garantizar y promover la plena vigencia del principio de igualdad y no discriminación, con vistas a asegurar el efectivo ejercicio de los derechos de todas las personas y grupos de personas. b) prevenir la discriminación en todas sus formas, a través de la implementación y el desarrollo de políticas públicas inclusivas y acciones afirmativas que promuevan la igualdad de oportunidades y fomenten el respeto a la diversidad y a la dignidad inherente de cada ser humano. c) sancionar y reparar los actos discriminatorios, garantizando el acceso a la justicia y generando condiciones aptas para erradicar la discriminación, la xenofobia y el racismo. Las disposiciones de la presente Ley son de orden público.

Así comienza la flamante Ley contra la discriminación que, bajo el N° 5.261, fue publicada en el Boletín Oficial de la Ciudad este 10 de junio.
En vísperas del 435° aniversario de la segunda fundación de la Ciudad, y del día establecido para el reconocimiento a todos sus habitantes, el Día del Vecino Participativo, el Ejecutivo cumplió con la publicidad de la Ley, sancionada por la Legislatura de la Ciudad el 9 de abril, y que quedó automáticamente promulgada el día 8 de mayo de 2015.
Logo de No a la Discriminación
La Ley, reconocida como una de las más avanzadas en la materia a nivel internacional, pone de manifiesto la amplitud de pretextos, sobre todo aquellos que parecen explícitos, que esconden o propician actos discriminatorios. Ampliando los alcances de la ley nacional, se incorporan la discriminación basada en la orientación sexual y la identidad de género, pero también la ejercida respecto de los adultos mayores o personas con discapacidad, fijando procedimientos de denuncia e investigación de actos discriminatorios, garantías procesales, como la inversión de la carga de la prueba, y la legitimación de las organizaciones para denunciar e impulsar acciones civiles o penales.
La Jefatura de Gabinete de Ministros del ejecutivo porteño es la autoridad de aplicación, la que debe verificar su reglamentación en tiempo y forma para que esta norma fundamental para la convivencia resulte útil a los fines perseguidos. Hasta tanto, esta Defensoría celebra que vecinos y turistas encuentren en esta nueva Ley una herramienta eficaz en favor de la defensa y garantía de los derechos protegidos por nuestra Constitución.
Texto completo: http://boletinoficial.buenosaires.gob.ar/documentos/boletines/2015/06/20150610.pdf

Mas noticias: http://www.falgbt.org/slider/ya-esta-vigente-la-ley-antidiscriminatoria-en-buenos-aires-impulsada-por-la-falgbt/